Hallan en Europa posible vínculo entre vacuna de Janssen y tromboembolismo venoso.

La Agencia Europea de Medicamentos (EMA) ha decidido incluir esta afección en el prospecto como un efecto secundario poco común.

EFE.- La Agencia Europea de Medicamentos (EMA) concluyó que existe “un posible vínculo” entre varios casos raros de tromboembolismo venoso (TEV) y la vacuna contra la Covid-19 desarrollada por la empresa farmacéutica Janssen, por lo que ha decidido incluir esta afección en el prospecto como un efecto secundario poco común.

El Comité de Seguridad de la EMA concluyó que existe “una posibilidad razonable” de que los casos raros de TEV estén relacionados con la vacunación realizada con Janssen, por lo que instó a concientizar a los trabajadores sanitarios y a las personas que reciben esta vacuna, especialmente aquellos que tienen un mayor riesgo de desarrollar TEV.

Esta afección, distinta al efecto adverso detectado anteriormente de trombosis con síndrome de trombocitopenia, supone la formación de un coágulo de sangre en una vena profunda, generalmente en una pierna, un brazo o una ingle, y puede viajar a los pulmones y causar un bloqueo de suministro de sangre, con posibles consecuencias potencialmente mortales en los pacientes.

El PRAC ha analizado los datos de dos estudios clínicos y revisó los datos recopilados del uso de la vacuna Johnson & Johnson (desarrollada por Janssen) en las campañas de vacunación para llegar a su conclusión.

Por otro lado, el PRAC también evaluó los datos disponibles sobre los casos de trombocitopenia inmune (PTI) notificados después de la vacunación con Janssen y AstraZeneca, y también recomendó actualizar el prospecto de ambas vacunas para incluir este trastorno como una reacción adversa “con una frecuencia desconocida”.

Con esta afección, el sistema inmunológico se dirige por error a las células sanguíneas llamadas plaquetas, que son necesarias para la coagulación normal de la sangre, y los niveles muy bajos de plaquetas en sangre pueden estar asociados con hemorragias y graves consecuencias para la salud.

La EMA advierte de que, si una persona tiene antecedentes de PTI, “se debe considerar el riesgo de desarrollar niveles bajos de plaquetas antes de la vacunación”, y se recomienda el monitoreo de plaquetas después de recibir el preparado con cualquiera de estas vacunas.

Con información de Latinus.

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s