Clases presenciales: dilema mundial

El regreso a nuestras actividades antes de la pandemia se ve lejano y cada vez con más nostalgia por la posibilidad de que nunca tengamos nuevamente esa “normalidad”.

El regreso a las actividades económicas ha sido el principal objetivo. Sin embargo, hay otras que no son menos importantes, las docentes y pedagógicas por ejemplo. La administración federal está decidida a recuperar esa “normalidad” el próximo 30 de agosto y regresar a las escuelas.

La disposición genera polémica y nos lleva a un debate que no se da sólo en nuestro país. Lamentablemente en esta política de salud, como otras tantas que se han adoptado en el mundo desde que empezó la pandemia, estamos en una práctica de prueba-error.

No hay antecedentes o experiencia en un evento de estas dimensiones. Nadie tiene experiencia en como lidiar con una pandemia de casi año y medio. La polémica se genera por información reciente. Hasta hace unos días el mundo se sentía más optimista, estábamos dejando atrás la pandemia.

Pero llego la variable Delta y con ello la tercera ola.

Esta tercera ola se podría diferenciar de las anteriores por dos características en la que coinciden los especialistas. Es más contagiosa y ataca a poblaciones que antes se consideraban de bajo riesgo, por ejemplo adolescentes y niños.

La semana pasada el contagio de infantes fue la noticia principal en diversos lugares del mundo.

Le Monde enfatiza sobre los riesgos del regreso a las escuelas en un contexto en el que sus ciudadanos se rehúsan a vacunarse.

Los Angeles Times publica el plan de vacunación de maestros para el caso de California como una medida de prevención de los propios maestros y para evitar mayores contagios entre adolescentes e infantes.

El problema del regreso de infantes a la escuela hasta hace poco tiempo era la propagación virus, a partir de hace unos días es la vulnerabilidad de los propios infantes.

Es probable que el primer país que empiece con un plan de vacunación masiva de niños sea Israel.

El mundo de la ciencia y en particular en Estados Unidos están muy pendientes de lo que suceda en esa nación. En Estados Unidos en aquellos estados donde el índice de vacunación es mayor los contagios de infantes han sido menores.

En un comparativo los mayores contagios de infantes se dieron en los estados de Florida, Texas y Georgia, estados con menor porcentaje de vacunación entre sus adultos y menor en California, con uno de los mayores porcentajes de vacunación en ese país de acuerdo al New York Times.

En esta lógica de prueba-error en 10 países del mundo ya está aprobada la tercera vacuna para reforzar a sus poblaciones de mayor riesgo. En Europa y Estados Unidos trabajan en las pruebas clínicas para poder vacunar a los menores de 12 años.

En México hay un consenso por el regreso a las aulas. Sin embargo, comparado con el mes anterior se observa una caída en la preferencia por las clases presenciales.

Mientras en el mes de junio se observaba una preferencia de más de cada 8 entrevistados (82 por ciento), en julio este porcentaje baja 14 puntos porcentuales (68 por ciento).

Este consenso es distinto por nivel escolar de los alumnos.

A mayor el nivel escolar, mayor la preferencia porque las clases sean presenciales.

Es probable que este diferencial se deba a que entre menor la edad del estudiante mayor la percepción de vulnerabilidad frente al Covid-19.

También se considera que el mayor nivel de cumplimiento de las normas de sanidad se dará entre los estudiantes de mayor escolaridad, los universitarios; luego vendrían los estudiantes de bachillerato y secundaria, y finalmente los de primaria y kínder.

Es decir no se confía del todo que en el nivel educativo los infantes vayan a cumplir con todos los protocolos necesarios. No obstante que hay preferencia por la clases presenciales no es necesariamente la opinión mayoritaria. Sólo un poco más de una tercera parte de los entrevistados (37 por ciento) considera que todas las clases deberían ser sólo presenciales.

Un porcentaje similar pero menor (31 por ciento) prefiere un esquema mixto. Un porcentaje no menor (28 por ciento) preferiría que se conserve el esquema actual y todas las clases deberían continuar en un esquema virtual.

Es decir hay una diferencia de menor de 10 puntos entre aquellos que quisieran todo presencial o aquellos que prefieren todo a distancia. México como resto del mundo tiene dudas.

El gobierno federal tiene como objetivo el regreso a las actividades “normales”, el problema es que para ello requiere que su población coincida con esa decisión.

Hoy día parece que la ciudadanía no coincide del todo en esta decisión de política de salud. Nota Metodológica: Población objetivo: Personas mayores de 18 años con credencial de elector.

Representatividad nacional. Muestra: 800 entrevistas cara a cara en vivienda. realizadas del 28 al 31 de julio de 2021 Método de muestreo: aleatorio simple. Unidad de muestreo: Nivel de confianza estadística: 95%. Margen de error (+/-) 3 %.secciones electorales reportadas por el INE.

Diseño de cuestionario, muestra, operativo de campo y análisis: Parametria S.A. de C.V. https://www.milenio.com/opinion/francisco-abundis/columna-francisco-abundis/clases-presenciales-dilema-mundial.

Información y gráficos de milenio.com

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s